EL MIDES Y LA POBREZA

El Ministerio de Desarrollo Social se creó mediante una ley aprobada en marzo de 2005, el primer mes del primer año de un gobierno del Frente Amplio. Demoró un tiempo ponerlo en funcionamiento, pero hacia fines de la primera presidencia de Vázquez ya estaba cumpliendo tareas. ¿Cómo evalúa la población el desempeño del MIDES desde su creación? El 36% piensa que su desempeño ha sido bueno y el 48% malo. O sea que viendo el “vaso medio lleno” casi la mitad de la población tiene una opinión francamente negativa y la otra mitad no –porque su opinión es positiva o al menos neutra.

Pero el MIDES no sólo divide las opiniones del conjunto de la población sino que esas opiniones están teñidas de partidismos. Casi 8 de cada diez de quienes hoy votarían al Frente Amplio aprueban el desempeño del ministerio que creó el Frente, y 7 de cada 10 votantes de la oposición lo desaprueban. Los indecisos algo menos críticos que los votantes blancos y colorados, pero también una amplia mayoría considera que su desempeño es malo.

El MIDES cumple varias funciones, pero una de las más visibles es su foco en la población de menos recursos, y cuenta con diversos programas de apoyo a grupos desfavorecidos. La mitad de los uruguayos está de acuerdo con que los hogares de menos ingresos reciban ayuda del gobierno y uno de cada cuatro no lo está. Se podría suponer que estarían más de acuerdo las personas de menos recursos, pero en realidad en todos los niveles socioeconómicos la opinión es muy similar: algo más de la mitad está de acuerdo con que se brinde ayuda estatal a los hogares de menos ingresos.

Pero hay un pero: más de 8 de cada 10 uruguayos consideran que, si se brinda ayuda, hay que exigir que se cumplan compromisos, como enviar los niños a la escuela o buscar trabajo. Sólo el 11% piensa que la ayuda se debe dar a todos los que la necesitan, sin pedir nada a cambio. En este caso la minoría más grande que está a favor de que se brinde ayuda sin compromisos se observa en el grupo de nivel socioeconómico bajo: 16% prefiere ayuda sin contraprestación, mientras que en el grupo alto sólo el 6% piensa que lo mejor es dar sin exigir. Pero en el nivel socioeconómico bajo también está la minoría más grande que considera que lo mejor es no dar ayuda a ninguno.

En conclusión: la mayoría de la población evalúa mal el desempeño del MIDES desde su creación. Los juicios sobre el ministerio están muy politizados, pero el grupo menos político, los indecisos, también son mayoritariamente críticos de lo que ha hecho el MIDES hasta hoy. Aunque la mayoría piensa que está bien que los hogares de menos ingresos reciban ayuda del gobierno, casi todos consideran que esta ayuda debe brindarse sólo si el que la recibe se compromete a cumplir ciertos compromisos.   

 


La encuesta:

Esta nota presenta los resultados de una encuesta nacional telefónica (a teléfonos fijos y celulares) de CIFRA en todo el país: 1017 entrevistados en sus hogares entre los días 27 de marzo y 7 de abril de 2019. El marco muestral es el censo de 2011 del Instituto Nacional de Estadística. La muestra es aleatoria estratificada por regiones y zonas de Montevideo, con cuotas de sexo y edad según su prevalencia en la población nacional. Se realizan ponderaciones adicionales según características sociodemográficas y voto anterior. El universo representado por la muestra es la población mayor de 18 años con acceso a teléfono fijo o celular en todo el país (urbano y rural). El margen de error máximo esperado para un 95% de confianza es aproximadamente 3,1 puntos porcentuales en más o en menos (+/- 3,1). Cuando corresponde, se compara con datos de encuestas anteriores de CIFRA, con características técnicas similares.

El texto de las preguntas formuladas a los encuestados es el siguiente:

·         ¿Cómo evalúa el desempeño del MIDES desde que comenzó a funcionar hace más de una década? Bueno/Ni bueno ni malo/Malo

·         ¿Ud. está de acuerdo con que los hogares de menos ingresos reciban ayuda del gobierno? De acuerdo/Ni de acuerdo ni en desacuerdo/En desacuerdo

·         Algunos sostienen que esta ayuda debe darse a todos los hogares que la necesitan y otros sólo a los que cumplen algún compromiso, como por ejemplo enviar regularmente a los niños a la escuela o buscar trabajo. ¿Le parece mejor darle ayuda a todos o sólo a los que cumplen ciertos compromisos? A todos/Sólo a los que cumplen ciertos compromisos/A ninguno

La encuesta es multicliente, y financiada por empresas públicas y privadas, partidos políticos, organismos del Estado y organizaciones internacionales.